A+ A-


La hora del relevo

Hace cuatro años iniciaba mi etapa en la SEBBM expresando desde esta Tribuna mi reconocimiento a los socios por su confianza y mi propósito de desempeñar esta tarea con dedicación y buen ánimo y atento a las propuestas de todos. Al concluir este mes de septiembre también lo hace mi mandato; es el momento de dar la bienvenida a mi sucesor, de hacer balance de este periodo y de agradecer a todos los que me han acompañado en el trayecto.

  • Federico Mayor Menéndez

  • Presidente SEBBM

Hace cuatro años iniciaba mi etapa en la SEBBM expresando desde esta Tribuna mi reconocimiento a los socios por su confianza y mi propósito de desempeñar esta tarea con dedicación y buen ánimo y atento a las propuestas de todos. Al concluir este mes de septiembre también lo hace mi mandato; es el momento de dar la bienvenida a mi sucesor, de hacer balance de este periodo y de agradecer a todos los que me han acompañado en el trayecto.

 

En primer lugar, es un placer pasar el relevo como nuevo presidente a Félix Goñi. Estoy seguro que llevará el timón con mano firme y con buen rumbo, con el bagaje de su acreditada experiencia y su indeclinable entusiasmo por la actividad científica. 

 

Los últimos cuatro años han sido difíciles para la investigación en nuestro país. La crisis económica ha dado lugar a significativos recortes en la inversión en I+D, a una caída del empleo público relacionado con la ciencia, a menores oportunidades para los jóvenes investigadores y a reiterados retrasos en las convocatorias y en las resoluciones de proyectos. En la medida de sus posibilidades, la SEBBM ha hecho llegar a los responsables políticos y a la sociedad en general su preocupación por esta situación, promoviendo acciones específicas, como el manifiesto de sus Socios de Honor, y cooperando con la COSCE en otras iniciativas. La revista SEBBM ha incidido también reiteradamente en esos aspectos y procurado que las propuestas de política científica tuvieran un lugar más relevante en las agendas electorales de los partidos políticos. Hay que seguir sembrando, a pesar de lo incierto de la cosecha, para que la sociedad civil reclame a la ciencia como prioridad para su adecuado desarrollo.

 

A pesar de todas las dificultades, es gratificante resaltar que los miembros de la SEBBM han hecho un gran esfuerzo para seguir acudiendo a nuestros congresos y mostrar la calidad y pujanza de su trabajo. Tras el respaldo internacional que supuso el exitoso congreso SEBBM/FEBS/IUBMB 2012 organizado bajo el liderazgo de Miguel Angel de la Rosa en Sevilla, celebramos nuestro cincuentenario en el congreso de Madrid en 2013 con más de 1.100 participantes y 650 paneles, y los de Granada 2014 y Valencia 2015 contaron también con nutrida asistencia y alto nivel científico, como sucederá también en el de Salamanca 2016. Muchísimas gracias a todos los asistentes, desde los más veteranos a los más jóvenes, así como a los miembros de los comités organizadores, coordinadores de grupos, fundaciones patrocinadoras, socios protectores, empresas colaboradoras y jóvenes voluntarios, por hacerlo posible. 

 

En este ámbito de los congresos, la Junta Directiva ha renovado las directrices organizativas y los criterios de gestión económica, así como incorporado por primera vez en el de Salamanca un proceso de selección de temáticas y oradores de los simposios abierto a las propuestas de los socios. Igualmente, se están dando pasos para reestructurar y racionalizar las reuniones de grupos, y para potenciar las relaciones con nuestras empresas protectoras.

 

Uno de los objetivos de la SEBBM es fomentar la incorporación y consolidación de las nuevas generaciones de investigadores. En este sentido, se ha organizado una nueva red de “cónsules junior” con el fin de dar mayor protagonismo a los jóvenes científicos, lo que ya se ha plasmado en Salamanca 2016 en un primer “Workshop Investigador Emergente”, en colaboración con asociaciones de investigadores en el extranjero. Igualmente, se ha generado la nueva figura de SEBBM-estudiante para alumnos de grados universitarios, ligado a un concurso de vídeos de divulgación científica celebrado con notable repercusión el pasado otoño, que ha sumado ya más de 600 miembros que tienen acceso a la revista SEBBM y a nuestras redes sociales.

 

Las acciones dirigidas a difundir la relevancia e implicaciones de nuestra disciplina entre los ciudadanos han seguido teniendo un notable protagonismo, a través de las actividades coordinadas por nuestra Comisión de Divulgación y de los programas de “Bioquímica en la Ciudad” paralelos a los congresos. “Moléculas de la vida”, la exposición itinerante organizada y producida por la SEBBM con ocasión de su cincuentenario, ha recorrido desde 2013 hasta su finalización en 2016 diversos emplazamientos emblemáticos en Madrid, Sevilla, Granada y Valencia, recibiendo casi medio millón de visitas. Igualmente, la Comisión de Divulgación ha impulsado la renovación de imagen y contenidos de nuestra página web. Muchas gracias a todos sus componentes por su continuado esfuerzo.

 

La revista sigue siendo uno de los grandes instrumentos de visibilidad e influencia de la SEBBM. Con el fin de rebajar costes y asegurar su sostenibilidad, durante este periodo se ha completado el tránsito al formato digital y, desde enero de 2016, se ha encargado la publicación a una nueva editorial. Aquí corresponde agradecer a nuestro editor, Miguel Angel de la Rosa, su decidido impulso coordinando estos cambios. 

 

Solamente me resta el apartado de los agradecimientos que mencionaba al principio de estas líneas, completando los que ya he ido expresando. Reconocimiento muy especial a Isabel Perdiguero y Alex Galindo por su excelente labor en la administración del día a día de la sociedad. Mi profunda gratitud a todos los miembros de las diferentes Juntas Directivas de estos años, que son los que han hecho posible llevar a buen puerto las distintas iniciativas. Ha sido un privilegio compartirlas con vosotros y ser testigo de vuestro entusiasmo y dedicación desinteresada. Y (casi) cuatro mil gracias a distribuir entre todos los socios por vuestro apoyo y comprensión y por darme la oportunidad de poder representaros durante estos años. 


¿Te ha gustado este artículo? Compártelo en las redes sociales: