La gestión de la pandemia en un animalario, todo un desafío